Mujer que estuvo muerta durante 27 minutos relató lo que vio antes de volver a la vida

Según afirmó la sobrina, al ser reanimada después de estar muerta por 27 minutos. Tina Hines escribió “es real”, y señaló al cielo “con lágrimas en sus ojos”.

Hace más de un año, la estadounidense Tina Hines, residente de Arizona, estuvo muerta clínicamente durante 27 minutos tras sufrir un repentino paro cardíaco y tuvo que ser reanimada cinco veces por su marido Brian y un equipo de paramédicos antes de ser trasladada a un hospital.

Su sobrina Madie Johnson, que recientemente ha compartido esta historia en Instagram, afirma que la mujer le colocaron un desfibrilador. “Después de despertar milagrosamente, lo primero que hizo ―incapaz de hablar porque estaba intubada― fue pedir un bolígrafo y escribir en un diario de mi prima ‘es real'”.

“La gente en la sala preguntó ‘¿qué es real?’, y ella respondió señalando al cielo con lágrimas en los ojos”, escribió Johnson en su publicación.

Ver esta publicación en Instagram

(sharing because this story is too cool not to share) A little over a year ago my Aunt Tina, one of the most amazing, discerning, and healthy people I know had an unexpected cardiac arrest and according to doctors had died and was brought back to life four times by my Uncle Brian and first responders before arriving to the hospital. She was put on a defibrillator and after miraculously waking up the first thing she did, unable to speak because she was intubated, was ask for a pen and in my cousins journal wrote “it’s real”. The people in the room asked “what’s real?” and she responded by pointing up to heaven with tears in her eyes. Her story is too real not to share and has given me a stronger confidence in a faith that so often goes unseen. It has given me a tangibleness to an eternal hope that is not too far away. I love you @_tinahines! The way you boldly love Jesus and others has changed the way I hope to live and love❤️

Una publicación compartida por Madie Johnson (@madiejohnson) el

De acuerdo con Azfamily, Tina Hines relató que durante estuvo muerta clínicamente por 27 minutos “los colores eran muy vibrantes”. Agregó que había visto puertas negras y a Jesús frente a ellas, y que detrás de él había un resplandor amarillo brillante.

“Su historia es demasiado real para no compartirla y me ha dado una mayor confianza en una fe que tan a menudo pasa desapercibida”, aseguró la sobrina de la mujer.

FUENTE

Comentarios

comentarios