Los VIDEOS más TERRORÍFICOS cuyos autores murieron o DESAPARECIERON durante su GRABACIÓN

Los videos y películas de terror nos producen una contradictoria sensación de placer y repulsión.

Sin embargo, ese extraño atractivo desaparece cuando sabemos que los videos son supuestamente reales y que sus autores murieron o desaparecieron después de filmarlos.

El canal de YouTube Bubble ha publicado un video con el contenido de cinco cámaras extraviadas por sus propietarios, que desaparecieron o murieron durante la filmación.

El laberinto de los muertos

Las catacumbas de París son una red de túneles que originalmente sirvieron como canteras para extraer la piedra caliza con la que se construyeron muchos de los monumentos de la capital francesa. En 1786, sin embargo, las autoridades empezaron a trasladar ahí los huesos de los cementerios de la ciudad, que habían llegado al límite de su capacidad, para evitar las epidemias. Actualmente las catacumbas son uno de los lugares históricos más visitados de París, y en sus intrincados corredores subterráneos todavía se pueden ver pilas de calaveras y osamentas.

A mediados de los años 90, un hombre entró solo en las catacumbas para explorarlas y filmar su terrorífica caminata. En el video que grabó, y que fue encontrado más tarde, se ve como en medio de un túnel empieza a sentirse incómodo y su respiración se acelera bruscamente. Después de unos pocos kilómetros, al pasar ante unas extrañas pinturas, el protagonista del video ve algo que le provoca tanto terror que tira la cámara al suelo y sale corriendo. La cámara fue encontrada por la policía, y el destino del hombre sigue siendo desconocido.

El hospital Pennhurst

El Hospital Pennhurst fue construido a principios del siglo XX en Pensilvania para albergar un centro para enfermos mentales. En 1968 un documental denunció las malas condiciones en las que se mantenía a los internos, pero el hospital solo fue clausurado solo en 1987, cuatro años después de que salieran a la luz casos de maltrato de menores por parte del personal. Desde entonces es visitado a menudo por los aficionados a los fenómenos sobrenaturales, ya que corren rumores de que el edificio abandonado es un foco de actividad paranormal.

El 4 de mayo de 2008 dos adolescentes penetraron en el hospital para filmar el tétrico edificio, cuyas paredes están llenas de pictogramas y aterradoras inscripciones. La cámara fue encontrada cerca del hospital poco después. El destino y la identidad de los jóvenes se desconocen, al igual que los motivos que los llevaron a tirar la cámara.

FUENTE

Comentarios

comentarios