Familia DESCUBRE que por 14 AÑOS visitó una TUMBA EQUIVOCADA

Una desgracia en la vida de Katherine Quick reveló que en vez de visitar la tumba de su amada abuela, honraba a un desconocido.

Una residente del Reino Unido, Katherine Quick, descubrió que los restos de su abuela, que murió hace 14 años, fueron enterrados en una tumba errónea. 

Marion Jarvis murió de cáncer de pecho y estómago a los 82 años de edad, en el año 2003. Katherine Quick y su madre pidieron que la enterraran en la misma cripta que sus abuelos, que murieron en la década de 1930, en un cementerio de la ciudad de Penarth, Gales, Reino Unido.

La tumba de esos antepasados no fue identificada, pero la administración del cementerio aseguró a la nieta que la había encontrado y que allí fue enterrada su abuela. La nieta y la hija de Jarvis inscribieron en el sepulcro los nombres de sus fallecidos parientes y regularmente les llevaron flores, convencidas de que estaban honrando a tres miembros de la familia.

tumba equivocada

“De no haber perdido a mi bebé, nunca lo hubiera sabido”

En diciembre del año 2016, Quick descubrió que la hija que aún llevaba en el vientre padecía de una rara enfermedad genética, que determinaba que con gran probabilidad naciera muerta o muriera poco después del parto. Decidió entonces abortar y quiso enterrar los restos de la niña con su abuela.

Fue entonces que se le informó que su abuela había sido enterrada en un lugar equivocado: Marion Jarvis no estaba en la parcela familiar sino una fila más atrás, enterrada con un desconocido, mientras que los restos de otros familiares estaban en un lugar no notificado, a pocos metros de distancia.

Solo unos meses después se logró corregir la confusión; volvieron a enterrar a Jarvis y los restos de la niña por nacer fueron puestos en la misma cripta. La familia no organizó ninguna ceremonia de despedida, ya que estaba “agotada”. Aun así, tuvo que pagar por la destrucción del anterior sepulcro para extraer los restos de la abuela. 

“Es desgarrador saber que si no hubiese perdido mi bebé, nunca habría sabido que mi abuela estaba enterrada en el lugar incorrecto”, señaló Quick, citada por el medio. 

Las autoridades locales se disculparon ante la familia. Un representante de la municipalidad dijo que no podía comentar lo ocurrido porque todas las personas que al momento trabajaron en el funeral de Jarvis dejaron sus empleos hace mucho tiempo. 

FUENTE

Comentarios

comentarios